memoria Aranguren

Se trata de un edificio de vivienda multifamiliar por encargo en un contexto urbano descaracterizado y en un lote típico pero de escasa profundidad. Como sucede en estos casos las condiciones de tejido suponen un limitado universo de organizaciones, proponiendo finalmente un edificio de altura inferior a la permitida pero que utiliza el FOT en cuatro unidades de planta completa. Así se plantean pisos que toman la totalidad disponible de la profundidad edificable, compactos pero amplios, con la intención de obtener provecho de las mejores oportunidades de espacio y luz.

 

De este modo se puede conseguir que cada unidad aproveche la totalidad del frente y la orientación noreste para ubicar en su mejor extensión el área de estar y comedor  y su prolongación en la cocina.

Esto da lugar al desarrollo proyectual del balcón, habitual zona que media entre el espacio urbano y el espacio privado. Su definición y sus límites, que en una dirección trabajan como extensión del interior e inclusión del exterior, y de configuración de un contorno sólido desde el otro sentido, da lugar al desarrollo de la fachada como un plano que se despliega y repliega desde la línea de edificación.

Este plano –membrana-filtro- está constituido por una malla metálica en la que son dominantes las líneas horizontales de las planchuelas dispuestas cada 30mm, y que por su configuración puede producir un plano continuo y opaco al ser percibido desde la diagonal ascendente del punto de vista del peatón próximo, o la casi invisibilidad si la mirada es horizontal y proviene del interior de la vivienda. Así como el plano fachada se desprende desde la línea oficial, el plano de las carpinterías hace un movimiento similar y contrario desde un punto de bifurcación, dejando expuesta la columna circular exenta y ampliando la profundidad del balcón.

La fachada posterior se articula en una repetición de marcos-viseras como motivo que reúne la horizontalidad y homogeneidad de las ventanas de los dormitorios. En el interior de cada unidad un tubo de luz abierto desde la terraza hasta el estacionamiento funciona como linterna para la zona intermedia de una planta que trata con la misma importancia la claridad planimétrica y la experiencia del espacio.